Nocturno

Exploro el disco duro mirando documentos que se han ido amontonando por decenas de carpetas con los años. Muchos no los recuerdo. La mayor parte contienen sólo unas pocas palabras o sintagmas, quizás un comienzo de algo. En algunos hay frases. Trato de relacionarlos, de unirlos, como las fotografías rotas, pero no casan los unos con los otros.
Me espanto: pretendía buscarme en mis escritos y tal vez me haya encontrado.